Albarracín, una de las plazas mejor fortificadas de toda la Península.

murallasMe gustaría inaugurar mi blog con un homenaje a mi ciudad natal: Albarrracín. Y es que nacer en un sitio así te marca profundamente y necesariamente condiciona tu futuro. En mi caso, fue la historia que rezumaban sus casas y murallas la que me llevó a amar la Historia y por qué no, la Historia Militar, que tanta y tanta importancia tuvo en el devenir de esta plaza

9 comentarios a “Albarracín, una de las plazas mejor fortificadas de toda la Península.”

  1. Antonio dice:

    Hola.
    En primer lugar me gustaría darte la enhorabuena por tu página web.
    Hace unos cuantos años visité la localidad de Albarracín y fue enorme mi sorpresa al comprobar la excelente ubicación estratétiga que tiene. La verdad es que, con esas condiciones sería un enclave muy difícil de tomar.
    Sería posible que me proporcionaras alguna información más acerca de sus defensas

  2. rubensaez dice:

    El sistema defensivo albarracinense consta de tres castillos: el considerado el principal, además de los del Andador y el de Doña Blanca. Junto a ellos se hhalaban dos recintos amurallados.
    El primero de los recintos constituido por la medina o primitiva ciudad musulmana, contaba con una puerta situada en las proximidades de la actual Plaza Mayor de la localidad.
    El castillo principal adopta la planta irregular, de modo que se adapta a la superficie del terreno. Junto a la puerta de entrada de la fortaleza existen los cimientos de una torre albarrana. La puerta era también protegida por una potente torre situada a su derecha.
    El segundo recinto contaba con unas murallas de grandes dimensiones, encerrando un amplio espacio. Su punto más poderoso era la Torre del Andador, construcción del siglo X anterior a la edificación de este recinto exterior. A lo largo del siglo XIV debió ser reconstruido la mayor parte del recinto.

  3. Antonio dice:

    Al hilo de este post he buscado por casa un mapa que recordaba tenía de Albarracín de mi última visita hace ya unos cuantos años. No recordaba la forma del perímetro amurallado, pero es verdad que se adapta perfectamente al terreno, con una forma que parece la de un calcetín.

  4. rubensaez dice:

    Lo cierto es que buena parte del éxito de Albarracín a lo largo de la Historia se debe a la elección de su ubicación. Es difícil encontrar un lugar más idóneo para localizar un establecimiento. De este modo, casi todo el recinto amurallado resultaba inexpugnable, aún incluso careciendo de murallas. No hacía falta levantar muros para protegerse, pues no hay forma de poder escalar el precipicio sobre el que se asienta la población, especialmente en el sector de Santa María por donde discurre el meandro del río. Durante los próximos días iré añadiendo fotos y planos para que sea posible ver de lo que hablo, para todos aquellos que no lo conozcan. Os animo a todos los que no conocéis Albarracín a que vengáis a visitarlo, sobre todo a los amantes del mundo militar, pues no encontraran un reducto igual en la Península.

  5. Eva dice:

    Aquí en Valencia la visita a Albarracín es algo casi obligatorio. Yo creo que he estado tres o cuatro veces y cada vez que vas te encuentras un rincón diferente, algo nuevo que descubrir. Comparto lo que dice Rubén de su ubicación, es única para fines militares. No creo que históricamente pudiera ser tomada fácilmente por medio de un asedio.

  6. rubensaez dice:

    Lo cierto es que jamás pudo ser tomada por la fuerza de las armas, tan sólo por capitulación. Por otro lado, con una naturaleza y fortificaciones tan especiales, muy pocos soldados eran capaces de defender un recinto muy amplio, pues la población de Albarracín nunca fue tan numerosa como para poder hacer frente a un ejército como el que podía reunir el monarca aragonés. Y, sin embargo, fue capaz de resistir un asedio por parte de Jaime I.

  7. Eva dice:

    Así que el mismo Jaime I, que fue capaz de conquistar Valencia, mi ciudad y gran parte del Levante, además de Mallorca, fracasó ante los muros de Albarracín.

  8. rubensaez dice:

    En 1220 se produce el sitio de Albarracín por parte de las tropas reales, al dar acogida Azagra a un perseguido por el rey. Don Rodrigo de Lizana, amigo de Azagra, prendió ilegalmente a don Lope de Albero llevándolo preso a su castillo de Lizana. Un yerno y su hermano llevaron el asunto al rey, el cual falló en contra de Lizana, el cual, tras el ataque del rey para liberar a Lope, se refugió en Albarracín.
    En junio de 1220 don Jaime sitió Albarracín, dado que Azagra se negó a entregar al fugitivo D. Rodrigo de Lizana. El sitio fue un fracaso y el 12 de agosto el rey está ya en Teruel.

    Lo cierto es que el asedio debió ser corto, pues el monarca debió apreciar la dificultad de poder tomar un recinto amurallado de esa consideración sin medios pesados de asedio y sin tropas suficientes como para proceder a un bloqueo de la plaza en toda su extensión. Hay que tener en cuenta que, a las dificultades de expugnación directa, un posible asedio de Albarracín añade la dificultad de bloquearla, a causa de la compleja orografía que rodea la plaza y la enorme cantidad de ángulos muertos que quedarían en el exterior del recinto.

  9. Eva dice:

    Desconocía esta historia, pero aún así me cuesta entender que no pudiera tomar Albarracín

Deja un comentario

Tienes que iniciar sesión para escribir un comentario.