Catapulta tipo scorpio (siglo I a. C.).

escorpionLa catapulta tipo scorpio suponía la más común de las piezas de artillería romana de torsión, a causa de su reducido tamaño y peso, que se situaba entre los 30 y 40 kilos. Su uso generalizado se debía a que, gracias a su peculiar diseño, era posible desmontarla en tres piezas diferenciadas. Esto facilitaba su transporte y empleo en batallas campales.

Estaba diseñada para arrojar flechas de pequeño tamaño, de aproximadamente 70 centímetros de longitud, construidas en madera, con una punta muy afilada de hierro, para poder perforar escorpion 2las armaduras de los soldados. Su precisión era tal que podía acertar a una distancia de 500 metros sobre blancos individuales. De ahí que se le apodara escorpión, por lo letal de su picadura, semejante a la de este animal.Catapulta tipo scorpio

El ejemplar, aquí reconstruido, corresponde a los restos hallados en Caminreal (Teruel) y que son los más completos encontrados hasta la fecha.