Pluteo (siglo IV d. C.).

PluteoEl pluteo era una de las máquinas protectoras más comunes. Tenía forma de muro absidial con ruedas y su construcción era muy semejante a la de los manteletes, aunque con un bastidor de forma semicircular.Pluteo

A diferencia de los escudos estáticos, como los porticos o vineae, se movía con la ayuda de tres ruedas, dos dispuestas en los laterales y una en la parte frontal. El sistema de movimiento de los ejes permitía que giraran en todas las direcciones. Se componían de un elemento móvil en su parte superior y de una horquilla, en el interior de la que se disponía la rueda. Así, por medio del primer elemento se movía en cualquier dirección y con el segundo de desplazaba hacia delante y hacia atrás.

En cuanto a sus dimensiones, siempre tenía una altura superior a los dos metros, pudiendo albergar, tras él, entre tres y cuatro hombres. Su uso fue muy extendido, por el escaso coste de su producción y por facilitar la protección por los laterales, en contra de lo que sucedía con los manteletes.